El recorrido <em>TITULORECORRIDO</em> se ha creado correctamente. Añade obras desde la página de Colección
Añadido <em>TITULOOBRA</em> en el recorrido <em>TITULORECORRIDO</em>

Noticia

El Ministerio de Cultura y el Museo del Prado presentan la mayor ampliación de la historia de la pinacoteca Domingo, 1 de abril de 2007

Se han invertido cinco años y tres meses, y 152 millones de euros, en la obra de Rafael Moneo, que amplía el espacio del museo en más de un 50 por ciento.

El público podrá visitar las nuevas instalaciones en las jornadas de puertas abiertas que se celebrarán los fines de semana del 28 de abril al 1 de julio.

El Ministerio de Cultura y el Museo del Prado presentan la mayor ampliación de la historia de la pinacoteca

La ministra de Cultura, Carmen Calvo, ha anunciado hoy al Real Patronato del Museo Nacional del Prado, reunido en un Pleno monográfico y extraordinario, la conclusión de las obras de ampliación del Museo en el área del Claustro de los Jerónimos. Se trata de la mayor ampliación de los cerca de doscientos años de historia de la pinacoteca y la primera construida en espacios independientes de su sede histórica.

La obra, proyectada y dirigida por el arquitecto Rafael Moneo y financiada por el Ministerio de Cultura, aumenta la superficie del Prado en más de un 50% (15.715 metros cuadrados útiles más que se suman a los 28.600 disponibles en el edificio del Paseo del Prado) y dota al museo de las instalaciones, espacios y servicios que la pinacoteca precisaba para adaptarse a sus necesidades en el siglo XXI.

El nuevo Prado cuenta con 1.386 m2 de exposiciones temporales repartidos en cuatro salas; un claustro integrado como espacio singular, pensado para utilizarse como sala de exhibición de escultura; un auditorio con capacidad para 438 personas; un gran vestíbulo de acogida y centro de atención de visitantes; más grandes y mejor equipados depósitos para obras de arte con un amplio muelle de carga y descarga; espacios idóneos para las áreas de restauración de obras de arte y estudios técnicos; una nueva tienda-librería y una nueva cafetería-restaurante...

Las nuevas instalaciones podrán visitarse en unas jornadas de puertas abiertas los sábados y domingos del 28 de abril al 1 de julio.

La obra en cifras

Concluida en cinco años y tres meses, con un coste total de 152.356.775,87 €, la obra se adjudicó por 42,6 millones de euros el 29 de noviembre de 2001 a la U.T.E (Unión Temporal de Empresas) formada por ACS y Constructora San José, a la que se unió posteriormente Dragados Obras y Proyectos. El Ministerio de Cultura la recibió el pasado 13 de marzo de 2007.

El proyecto ha sufrido sucesivas ampliaciones económicas. La primera modificación del contrato elevó el presupuesto en 19 millones de euros, en julio de 2003. En julio de 2005, el Consejo de Ministros acordó una inversión extraordinaria de 44,6 millones € destinados a garantizar la finalización de las obras.

La inversión se reparte en una superficie total 22.513 metros cuadrados edificados, a los que se suman 13.363 de urbanización.

Las obras, que se levantan junto a la madrileña Iglesia de los Jerónimos, han supuesto un total de 1.600 empleos directos. En ella han trabajado una media diaria de 140 personas, con puntas de hasta 320, bajo la dirección de un equipo técnico de 18 miembros.

Sin contar domingos y festivos, esta fase del nuevo Prado se ha finalizado en 190.400 jornadas de trabajo, en las que no se ha producido un solo accidente laboral, gracias a la meticulosa organización y control de seguridad en obra.

Restauración y materiales

La complejidad de la obra ha obligado a desmontar la arquería del Claustro de los Jerónimos, trasladar las piedras numeradas para su restauración por parte del Instituto de Patrimonio Histórico Español, y volver a colocarlas. Alrededor del Claustro se ha creado una segunda piel de hormigón abujardado coloreado.

Granito madrileño, ladrillo y bronce patinado cubren las fachadas exteriores. El interior se viste también de granito, con maderas de roble y de cedro, y bronce natural. El cristal, transmisor de la luz natural que caracteriza la arquitectura de Moneo, es el otro gran protagonista de la ampliación, además de la monumental puerta de bronce encargada por Moneo a la escultora Cristina Iglesias.

Frente al “tapiz vegetal” de Cristina Iglesias, se alza un parterre con casi 9.000 unidades de boj enano de la Toscana.

El Ministerio de Cultura ha recibido la felicitación de la organización ecologista Greenpeace por la utilización en las obras de un 90% de madera ecológica.

Arriba