Sagrada Familia (1839), de José de Madrazo y Agudo (1781 - 1859)

José de Madrazo y Agudo, Sagrada Familia, Óleo sobre lienzo, 107 x 83,5 cm (cat. p-7807)

En un primer plano muy cercano y resaltado por un estudiado empleo de los recursos lumínicos, aparece la Virgen María sentada, sosteniendo entre sus rodillas al Niño Jesús, quien dulcemente apoya sus manos en el cuerpo de su madre, mientras que enlaza su mirada con la de Santa Isabel, quien a su vez arropa a la figura arrodillada de San Juanito, que delicadamente posa sus manos unidas en el cuerpo de Jesús, estableciéndose en el grupo una cohesión casi escultórica, magnificada por el excesivo tamaño de las figuras representadas. Al fondo, la figura ausente de San José contempla emocionado la escena en la penumbra, siguiendo modelos iconográficos tradicionales.

La fascinación que, en su momento, ejerció en José de Madrazo el clasicismo boloñés y la producción rafaelesca de temas marianos fue una referencia constante no sólo en sus cuadros religiosos, sino también en sus obras alegóricas, a las que impregnó de un tinte místico, emotivo y cercano. Coincidencia, o no, en este mismo año en que pinta esta Sagrada Familia, en su condición de Director del Museo del Prado emprende el montaje en los muros del Museo de las grandes obras del renacimiento italiano que pertenecían a las colecciones reales. Es de suponer que su contemplación espolearía su actividad creativa dando lugar a este devocional y hermoso cuadro. Por otro lado, las tintas calientes de ocres y pardos nos acercan a modelos del entorno murillesco, a los que también rindió veneración a lo largo de toda su vida artística.

Estos grupos iconográficos, exentos o formando parte de otras composiciones, constituyeron una parte importante en la producción religiosa de José de Madrazo, constatándose, según su inventario manuscrito, variadas escenas místicas a las que habría que añadir, por su cercanía y emotividad, los grupos alegóricos de Los cinco sentidos (Bilbao, Colección particular), Alegoría de la muerte de su hijo Augusto (San Sebastián, Colección particular) o La felicidad eterna (en comercio, 2003) que se mueven dentro de los mismos parámetros temáticos y compositivos.

Firmado JoséŽ de Madrazo. Madrid 1839 (ángulo inferior derecho). — a.g.

Bibliografía

B. de Pantorba, Los Madrazo. Ensayo biográfico y crítico, Barcelona, 1947, p. 73, Lám. 111; M. Rodríguez de Rivas, “La exposición de José de Madrazo”, Goya, nº 6, 1955, pp. 339-344; J. L. Díez García, “José de Madrazo, pintor y dibujante (1781-1859)” en José de Madrazo (1781-1859), catálogo exposición, Fundación Marcelino Botín, Santander, 1998, pp.71-117 y 322-3.

 
Ministerio de Cultura. Gobierno de España; abre en ventana nueva
España es cultura Spain is culture
Copyright © 2014 Museo Nacional del Prado.
Calle Ruiz de Alarcón 23
Madrid 28014
Tel. +34 91 330 2800.
Todos los derechos reservados