El recorrido <em>TITULORECORRIDO</em> se ha creado correctamente. Añade obras desde la página de Colección
Añadido <em>TITULOOBRA</em> en el recorrido <em>TITULORECORRIDO</em>

Buscar

Explora la colección

RDF
Filtrar resultados
4 resultados
Jarrón de bronce con rosas
Óleo sobre lienzo. 1640 - 1660
Camprobín, Pedro de
Jarrón de bronce con rosas
Óleo sobre lienzo. 1640 - 1660
Camprobín, Pedro de

Uno de los géneros de pintura de naturaleza muerta que alcanzó mayor popularidad en España fue el de los floreros, en los que el atractivo de la vistosidad y variedad que ofrece por sí esta temática se suma el que proporcionan las infinitas posibilidades de combinación de las especies vegetales entre sí, a lo que se podían unir animales, perspectivas de jardines y objetos vinculados a la vegetació

Cesto con melocotones y ciruelas
Óleo sobre lienzo. 1654
Camprobín, Pedro de
Cesto con melocotones y ciruelas
Óleo sobre lienzo. 1654
Camprobín, Pedro de

Las obras de Pedro Camprobín constituyeron la alternativa más importante que hubo en Sevilla a mediados del siglo XVII a los bodegones de Francisco y Juan de Zurbarán, lo que le permitió dominar el mercado local tras sus muertes. Frente al rigor geométrico y la concentración expresiva de estos, Camprobín prefirió composiciones en las que los objetos se disponen de manera aparentemente más casual,

Florero y cuenco de cerámica
Óleo sobre lienzo. 1663
Camprobín, Pedro de
Florero y cuenco de cerámica
Óleo sobre lienzo. 1663
Camprobín, Pedro de

El interés por conseguir obras bellas y atractivas indujo a los pintores a incluir en sus pinturas objetos principales y otros subordinados al efecto de éstos, a modo de enriquecimiento complementario, de carácter precioso y sugestivo, con objeto también de expresar su maestría a la vez que diferenciar unos cuadros de otros, para clientes distintos. Esta especie de competencia consigo mismos para

Florero y recipiente de cristal
Óleo sobre lienzo. 1663
Camprobín, Pedro de
Florero y recipiente de cristal
Óleo sobre lienzo. 1663
Camprobín, Pedro de

El interés por conseguir obras bellas y atractivas indujo a los pintores a incluir en sus pinturas objetos principales y otros subordinados al efecto de éstos, a modo de enriquecimiento complementario, de carácter precioso y sugestivo, con objeto también de expresar su maestría a la vez que diferenciar unos cuadros de otros, para clientes distintos. Esta especie de competencia consigo mismos para

Arriba