El recorrido <em>TITULORECORRIDO</em> se ha creado correctamente. Añade obras desde la página de Colección
Añadido <em>TITULOOBRA</em> en el recorrido <em>TITULORECORRIDO</em>

Buscar

Explora la colección

RDF
Filtrar resultados
10 resultados
Malvas reales
Óleo sobre lienzo. 1872 - 1873
Fortuny y Marsal, Mariano
Malvas reales
Óleo sobre lienzo. 1872 - 1873
Fortuny y Marsal, Mariano

En este estudio, realizado al aire libre, Fortuny pintó una especie floral que le interesó particularmente: las malvas reales, que aparecen también en otros cuadros y dibujos. Al propio artista le complacía tener flores frescas a la vista y con frecuencia las introducía en sus cuadros, un recurso que fue imitado por sus amigos y seguidores. Como ante otros motivos, su objetivo era la captación del

Desnudo en la playa de Portici
Óleo sobre tabla. 1874
Fortuny y Marsal, Mariano
Desnudo en la playa de Portici
Óleo sobre tabla. 1874
Fortuny y Marsal, Mariano

Fantasía sobre Fausto
Óleo sobre lienzo. 1866
Fortuny y Marsal, Mariano
Fantasía sobre Fausto
Óleo sobre lienzo. 1866
Fortuny y Marsal, Mariano

Homenaje a la música y a su ejecución virtuosa, esta obra es fruto de la interpretación que Juan Bautista Pujol (1835-1898) hizo de su Gran fantasía para piano basada en motivos de la ópera Fausto de Charles Gounod en el estudio del pintor Francisco Sans y Cabot (1834-1881). Es la Opus 20 de su catálogo como compositor, que previamente había incluido otras fantasías a partir de óperas de Verdi com

Viejo desnudo al sol
Óleo sobre lienzo. Hacia 1871
Fortuny y Marsal, Mariano
Viejo desnudo al sol
Óleo sobre lienzo. Hacia 1871
Fortuny y Marsal, Mariano

Fortuny estuvo muy interesado en la representación de ancianos, asunto que abordó en numerosas ocasiones en óleos, acuarelas, dibujos y grabados. La atracción por estos modelos, de marcado carácter, le llevó a pintarlos en sus figuras de casacas y en los estudios del natural, algunas veces como mendigos y otras, las de mayor interés, con el torso desnudo. El recuerdo de las obras de José de Ribera

Marroquíes
Óleo sobre tabla. 1872 - 1874
Fortuny y Marsal, Mariano
Marroquíes
Óleo sobre tabla. 1872 - 1874
Fortuny y Marsal, Mariano

El título Souvenir du Maroc con el que esta obra figuró en la Exposición Universal de París de 1878 evidencia su origen: el viaje que Fortuny hizo a Marruecos en octubre de 1871 con los pintores Bernardo Ferrándiz y José Tapiró. Esa estancia, aunque corta, fue muy sugestiva para el artista.En Marruecos hizo algunos dibujos que, junto con el vívido recuerdo de la escena, le sirvieron para la realiz

Jardín de la casa de Fortuny
Óleo sobre tabla. 1872 - 1877
Fortuny y Marsal, Mariano; Madrazo y Garreta, Raimundo de
Jardín de la casa de Fortuny
Óleo sobre tabla. 1872 - 1877
Fortuny y Marsal, Mariano; Madrazo y Garreta, Raimundo de

La obra es un testimonio excepcional de la concurrencia de la pintura de Fortuny con la de su amigo íntimo Raimundo de Madrazo, que completó una tabla inacabada de su amigo una vez fallecido éste, con plena concordancia de estilo y mostrando sin embargo una individualidad propia. Fortuny, instalado en Granada desde el inicio del verano de 1870, pasó allí la mejor época de su vida hasta que en 1872

Idilio
Acuarela, Aguada de pigmentos opacos [gouache, témpera] sobre papel. 1868
Fortuny y Marsal, Mariano
Idilio
Acuarela, Aguada de pigmentos opacos [gouache, témpera] sobre papel. 1868
Fortuny y Marsal, Mariano

Fortuny había dibujado muchachos desnudos en las academias que realizó durante su época de formación. Abordó este modelo en una de las sesiones vespertinas de la Academia Gigi, según el testimonio de su amigo y alumno Attilio Simonetti, quien utilizó, quizá simultáneamente, la misma figura. La del dibujo de Fortuny, que repite sumariamente a la derecha, es la base para el aguafuerte cuya lámina de

Paisaje de Portici
Acuarela, Aguada de pigmentos opacos [gouache, témpera] sobre papel. 1874
Fortuny y Marsal, Mariano
Paisaje de Portici
Acuarela, Aguada de pigmentos opacos [gouache, témpera] sobre papel. 1874
Fortuny y Marsal, Mariano

Las acuarelas de la época de Portici reflejan la parte más sensible y delicada de la obra artística de Fortuny y quizá también de su trabajo más apacible y placentero ya que eran producciones especialmente sentidas y libres, creadas al margen de las imposiciones marcadas por el comercio. Durante su estancia en la costa de Nápoles, Fortuny pintó sobre todo paisajes. Era lógico, ya que el escenario

Menipo, detalle (copia de Velázquez)
Acuarela, Aguada de pigmentos opacos [gouache, témpera] sobre papel. 1866 - 1868
Fortuny y Marsal, Mariano
Menipo, detalle (copia de Velázquez)
Acuarela, Aguada de pigmentos opacos [gouache, témpera] sobre papel. 1866 - 1868
Fortuny y Marsal, Mariano

Fortuny realizó un amplio número de copias de cuadros famosos, algunas pintadas aún a finales de la década de 1860, que atestiguan su interés por el conocimiento profundo de la pintura de los grandes maestros. Los artistas a los que estudió de este modo con mayor frecuencia fueron Velázquez y Goya. En menor medida, también copió a Rafael, Durero, Tintoretto, El Greco, Ribera, Rubens, Van Dyck y Ti

Un marroquí
Acuarela sobre papel. 1869
Fortuny y Marsal, Mariano
Un marroquí
Acuarela sobre papel. 1869
Fortuny y Marsal, Mariano

Fortuny realizó numerosas composiciones en las que aparece una figura de pie dispuesta frontalmente ante un muro. Con frecuencia se trataba de tipos romanos o moros, que culminarían con la obra Árabe apoyado en un tapiz, y aunque en esta se muestra un interior rico con elementos de su propia colección, hasta entonces el artista había preferido siempre simples muros, cuyas grietas, desconchados y d

Arriba