Dióscoro Teófilo de la Puebla, Las hijas del Cid, 1871. Óleo sobre lienzo

Doña Elvira y doña Sol, las hijas del Cid, aparecen semidesnudas y atadas a un árbol en medio de un bosque tras haber sido mancilladas, y posteriormente abandonadas, por sus esposos los condes de Carrión, Diego y Fernando. Estos aparecen huyendo a caballo por el claro del fondo.

Al igual que en otras ocasiones, la leyenda ha falseado la verdad histórica de las hijas de Rodrigo Díaz de Vivar. En realidad se llamaban Cristina -que casó con el infante Ramiro de Navarra- y María -que casó con el conde Ramón Berenguer IV de Barcelona-. El episodio del ultraje de las hijas del Cid sirvió de excusa a los pintores de historia del siglo XIX para probar su habilidad en el dominio del desnudo femenino, como demuestra en esta espléndida obra el pintor burgalés Dióscoro Teófilo Puebla Tolín (1831-1901). Destaca en ella el magnífico dibujo y modelado de las figuras, la brillantez en el empleo del color y un sabio uso de la iluminación, que centra la atención del espectador sobre los elementos esenciales de la composición.

Fue presentado a la Exposición Nacional de 1871, donde no obtuvo ningún premio y fue objeto de valoraciones encontradas.

 
Ministerio de Cultura. Gobierno de España; abre en ventana nueva
España es cultura Spain is culture
Copyright © 2014 Museo Nacional del Prado.
Calle Ruiz de Alarcón 23
Madrid 28014
Tel. +34 91 330 2800.
Todos los derechos reservados