Enciclopedia online

Bodegón con alcachofas, flores y recipientes de vidrio [Van der Hamen]
1627, óleo sobre lienzo, 81 x 110 cm [P7907].
El Museo del Prado adquirió en 2006 cuarenta pinturas de naturaleza muerta procedentes de la colección Naseiro, enriqueciendo así poderosamente el conjunto de obras de Juan Van der Hamen y León que se conserva en el Museo. La pieza más preciada de dicha colección es, sin lugar a dudas, este bodegón, una de las obras maestras del artista y un tipo de naturaleza muerta ausente en las colecciones de los museos españoles. La mayoría de los Van der Hamen del Prado llegaron al Museo –o a la Colección Real– a través del coleccionismo privado y no gracias al mecenzago de la Corona. En ocasiones, Felipe IV comisionó algunas obras al pintor madrileño, que fue miembro de su «guardia flamenca de arqueros», si bien éstas no fueron por lo general bodegones en sentido estricto. Además este género no ocupó un lugar importante en el gusto y preferencias artísticas del joven monarca durante la década de 1620. Con posterioridad, sin embargo, dos de las obras de Van der Hamen que atesora el Museo del Prado –Florero y bodegón con perro y Naturaleza muerta con florero y perro– fueron adquiridos por Felipe IV en la almoneda de bienes del fallecido Juan de Cry, conde de Solre, un rico aristócrata flamenco, capitán de la «guardia flamenca de arqueros» en Madrid e importante mecenas del pintor. Otros miembros de la alta nobleza, así como letrados y prósperos artesanos con actividades diarias vinculadas a la vida cortesana, se constituyeron como el núcleo principal de la clientela del maestro. Pero, por encima de todos ellos, el mecenas más devoto del pintor parece que hubo de ser don Diego Mesía y Guzmán, marqués de Leganés y primo hermano del conde-duque de Olivares. En su colección particular, integrada por obras que han acabado en el Museo del Prado, este noble poseyó algunas de las mejores naturalezas muertas pintadas por Van der Hamen, entre las que se incluía Bodegón con alcachofas, cerezas y florero, y que fue pintado en 1627, año en el que el marqués recibió su título. Su amplia y escalonada composición, que ya aparecía en otra obra realizada el año anterior, que también poseía Leganés, fue un logro crucial para el maestro que le permitió alcanzar el apogeo de su producción como bodegonista. Van der Hamen emplea las superficies lisas y grises de los plintos y la oscura profundidad del fondo para potenciar el rico colorido y la factura plástica de los lujosos objetos: el florero de cristal veneciano, el plato de porcelana Wan-Li con guindas de la repisa superior y la jarra de cristal verde sobre la taza ubicados en el primer plano. Todos ellos representados con contenida elegancia, quedan constituidos con una cierta monumentalidad. El modo en el que la luz penetra en la escena, semejante al de los seguidores romanos de Caravaggio, y la sutil proyección de las sombras para articular el espacio son, tal vez, los elementos más sofisticados del estilo maduro de Van der Hamen y nos revelan lo bien informado que estaba del desarrollo de las corrientes estéticas fuera de España. Entre los coleccionistas aristocráticos de su generación, don Diego Mesía y Guzmán fue el más inclinado de todos por la pintura de bodegones y asiduamente coleccionó obras de este género realizadas por los más famosos pinceles de Italia, España, Francia y Flandes. El hecho de que el marqués de Leganés equiparara a Van der Hamen con aquéllos queda de manifiesto con la extraordinaria calidad de esta obra maestra del Prado, así como por la de otras que junto a ésta se dispusieron en las galerías de su célebre palacio madrileño.

WILLIAM B. JORDAN

Bibliografía

  • Bergström, Inguar, «Juan van der Hamen y León», L’Oeil, CVIII, San Petersburgo, 1963, pp. 24-31.
  • Cherry, Peter, Arte y naturaleza. El bodegón español en el siglo de oro, Madrid, Fundación de Apoyo a la Historia del Arte Hispánico, 1999, pp. 155 y 172.
  • Lo fingido verdadero. Bodegones españoles de la colección Naseiro adquiridos para el Prado, cat. exp., Madrid, Museo Nacional del Prado, 2006, pp. 56-57.
  • Spanish Still Life from Velázquez to Goya, cat. exp., Londres, National Gallery Publications, 1995, nº 14.
Bodegón con alcachofas, flores y recipientes de vidrio [Van der Hamen]
Lupa
Bodegón con alcachofas, flores y recipientes de vidrio [Van der Hamen]
 
Ministerio de Cultura. Gobierno de España; abre en ventana nueva
España es cultura Spain is culture
Copyright © 2014 Museo Nacional del Prado.
Calle Ruiz de Alarcón 23
Madrid 28014
Tel. +34 91 330 2800.
Todos los derechos reservados