El recorrido <em>TITULORECORRIDO</em> se ha creado correctamente. Añade obras desde la página de Colección
Añadido <em>TITULOOBRA</em> en el recorrido <em>TITULORECORRIDO</em>

Aprende <Atrás
Itinerario

Aquiles en el Prado. Parada III

La iniciativa #PradoContigo es un programa de acciones online del Museo Nacional del Prado a través de las redes sociales y de su website para garantizar el acceso al conocimiento sobre sus obras y artistas durante el tiempo que debe permanecer cerrado.

En marzo de 2020 se estrenaba en el Teatro Real la ópera Aquiles en Esciros. La representación operística era el resultado de un proyecto de investigación acometido por el Instituto Complutense de Ciencias Musicales (ICCMU), institución que tiene un convenio de colaboración con el Museo Nacional del Prado desde el año 2018.

Para celebrar estos lazos se decidió realizar un nuevo itinerario bajo el título Aprender a ser mortal. Aquiles en el Museo del Prado. La actividad tenía como objetivo establecer puentes entre el proyecto de investigación musical y la colección permanente del Museo, planteando una relación entre las artes musicales y plásticas y estableciendo una selección de las obras de la colección cuya iconografía estuviera relacionada con la figura de Aquiles. 

A través del siguiente recurso, vamos a poder realizar alguna de las paradas que formaban parte de ese itinerario. Os recomendamos que estéis pendiente de la web ya que cada martes, a las 10 h, publicaremos una nueva parada con sus observaciones asociadas.

Parada I Parada IIParada IIIParada IVParada V

Programas públicos
El Prado contigo

Aquiles en el Prado. Parada III

Tapices de Rubens

Tapices de Rubens
Haz clic en la imagen para ver la ficha de obra.

Nuestra parada de hoy, nos va a permitir algo poco usual: conocer una de las piezas no expuestas que se conservan en los almacenes del Museo.

Se trata del modelo para el tapiz del mismo tema que Rubens pintó para formar parte de la serie de ocho tapices en torno a la Historia de Aquiles. Esta serie fue la cuarta y última de este tipo de trabajos. Por la naturaleza del proyecto, este debió de nacer de una petición privada, pero se desconoce la identidad de quién realizó el encargo.

Series de Rubens

Series de Rubens
Haz clic para ver la serie de El triunfo de la eucaristía.

Ya con anterioridad, Rubens había realizado la serie con escenas de La Vida del Cónsul Decio, la serie dedicada a La vida de Constantino y la maravillosa serie de El triunfo de la eucaristía encargada por Isabel Clara Eugenia para su querido Monasterio de las Descalzas en Madrid.

En todas ellas Rubens trabaja con el mismo procedimiento y técnica. Tras realizar diversos dibujos y bocetos, comienza una segunda fase. Sobre tablas de madera con una preparación blanca y luminosa, va desarrollando las escenas y encajando por línea y claroscuro, empleando ya una atractiva paleta de color y desarrollando la pieza con mayor detallismo. A estos bocetos de un tamaño considerable, a partir de los cuales se hacían los cartones que se entregaban a los maestros liceros, los conocemos como modelli.

De las ocho tablas pintadas por Rubens, en el Museo del Prado conservamos, además, las correspondientes a las escenas Aquiles descubierto entre las hijas de Licomedes y Briseida devuelta a Aquiles por Néstor.

Quirón, el tutor de Aquiles

Quirón, el tutor de Aquiles
Detalle de Quirón.

Quirón, a quien ya mencionamos en la anterior parada, era un centauro que habitaba en una cueva del Monte Pelión, en la actual Tesalia. Su padre era el dios Crono que, cautivado por la belleza de la oceánide Fílira, se transformó en un caballo para poder esquivar a su esposa y no ser descubierto en sus amoríos. Fruto de esa relación, nacerá Quirón; mitad caballo, mitad hombre.

Ser de gran sabiduría, fue tutor de Aquiles, Jasón, Acteón, Jenofonte, Meleagro, Teseo, Cástor, Pólux, Eneas y Heracles, entre otros. Educó a todos sus discípulos en el arte, la música, la medicina, la moral, la caza y otras actividades propias de personajes heroicos y futuros gobernantes. De hecho, enmarcando la escena, Rubens pinta dos termes que simbolizan a Calíope, musa de la poesía épica, a la derecha y a Esculapio, dios de la medicina, a la izquierda, en referencia a esa formación.

La muerte de Quirón

La muerte de Quirón

Muerte del centauro Quirón, atribuido a Lorenzo Carbieri.

El afecto de Quirón hacia Aquiles fue más allá de su papel como mentor,de ahí la actitud cercana y cariñosa del centauro que lleva a Aquiles niño sobre su lomo. Se cuenta que Quirón trató de resolver el problema de la inmortalidad del héroe insertándole en el lugar de su taba, el hueso del talón de Dámiso, un gigante corredor que había fallecido. Pero ni siquiera los cuidados del sabio centauro librarían a Aquiles de la muerte.

Aunque Quirón era un ser que gozaba de inmortalidad, escogió morir. Herido accidentalmente por Heracles con una flecha envenenada con la sangre de la Hidra en el transcurso de una guerra con los centauros, la herida, incurable, resultaba tan dolorosa que Quirón cedió su inmortalidad a Prometeo y falleció. Zeus le subió a los cielos e hizo que su recuerdo se mantuviera por siempre convirtiéndole en la constelación de Sagitario.

La contemplación de los cielos y de las pinturas, recordaban todas estas historias a los gobernantes de la Edad Moderna, quienes tenían como modelos educativos a los antiguos héroes clásicos. Sus leyendas y mitos inspiraban a los príncipes y reyes, sus valores alentaban a nobles y aristócratas; convertirse en un nuevo Aquiles o Jasón era uno de sus anhelos.

Audio de Aquiles en el Prado. Parada III

 

 

 

 

 

 
 
00:00/06:37
 
Arriba