Enciclopedia online

Colección de Cenón de Somodevilla y Bengoechea, marqués de la Ensenada. Cenón de Somodevilla fue ministro español al servicio de Felipe V y, sobre todo, de Carlos III, quien lo rescató del destierro al que había sido sometido durante los últimos años del reinado de Fernando VI. Tras el motín de Esquilache en 1766 se retiró a Medina del Campo, donde murió. Personaje popular y rico en la España del siglo XVIII, se codeó con los hombres de cultura de su tiempo, especialmente con Farinelli durante la estancia del músico en España. Amante del lujo y las joyas, fue un ávido coleccionista de pinturas, llegando a poseer doscientas treinta y ocho entre sus dos casas madrileñas, según un inventario realizado en 1754. La mayoría de ellas debieron de ser compradas en Italia, durante su estancia allí al servicio de Carlos de Nápoles, futuro Carlos III, hasta 1743. La colección de Ensenada se caracteriza por la abundancia de pintura profana, y mitológica, mientras que la religiosa está poco representada. Numerosos son los pintores italianos, especialmente del siglo XVI, como Tiziano, Tintoretto, los Bassano, Federico Barocci, junto a los barrocos Francesco Albani, Pier Francesco Mola, Francesco Solimena o Luca Giordano. Sin embargo, cuantitativamente está más presente la escuela flamenca, destacando la numerosa obra de Jan Brueghel o David Teniers, maestros muy de moda en el siglo XVIII, especialmente en sus aspectos costumbristas, aunque también tenía cuadros de Rubens o Van Dyck. Entre los españoles aparecen obras de los principales artistas: José de Ribera, Diego Velázquez, Alonso Cano, Claudio Coello y Luis de Morales. Llama la atención la ausencia de pintura contemporánea, sobre todo si tenemos en cuenta la presencia de algunos de los mejores pintores en las cortes de los monarcas españoles. A partir de la llegada al poder de Carlos III, Ensenada comenzó a desprenderse de su colección, vendiéndola a particulares o al rey, y solo conservó hasta su muerte una mínima parte que heredó su sobrino. Las piezas adquiridas por el rey fueron inventariadas por Anton Raphael Mengs, quien, asesorado por Tiepolo, escogió las mejores obras. Se citan cuadros que posteriormente entraron en el Museo del Prado, procedentes de la colección real. Entre ellos, obras tan importantes como Don Gaspar de Guzmán, conde-duque de Olivares, de Velázquez, o Judit en el banquete de Holofernes, de Rembrandt. Pero también pinturas de Luca Giordano, Rubens pintando: alegoría de la Paz, o La Virgen y el Niño adorados por san Luis, rey de Francia, de Claudio Coello, Judith y Holofernes [P391], de Tintoretto, San Pedro liberado por un ángel, de Guercino y Cristo muerto sostenido por un ángel [P629], de Alonso Cano.

J. J. P. P.

Bibliografía

  • Abad León, Felipe, El marqués de la Ensenada, su vida y su obra, Madrid, Naval, 1985.
  • Águeda Villar, Mercedes, «Una colección de ­pinturas en el Madrid del siglo XVIII. El marqués de la Ensenada», III Jornadas de Arte. Cinco siglos de arte en Madrid (XV-XX), ­Madrid, 1986.
  • Rodríguez Villa, A., Don Zenón de Somodevilla, marqués de la Ensenada, Madrid, 1878.
 
Ministerio de Cultura. Gobierno de España; abre en ventana nueva
España es cultura Spain is culture
Copyright © 2014 Museo Nacional del Prado.
Calle Ruiz de Alarcón 23
Madrid 28014
Tel. +34 91 330 2800.
Todos los derechos reservados