El recorrido <em>TITULORECORRIDO</em> se ha creado correctamente. Añade obras desde la página de Colección
Añadido <em>TITULOOBRA</em> en el recorrido <em>TITULORECORRIDO</em>

Aprende <Atrás
Alegoría de Francisco I de Médicis [Juan de Bolonia]

Alegoría de Francisco I de Médicis [Juan de Bolonia]

Ver ficha de obra de la colección
Enciclopedia > Voz

Alegoría de Francisco I de Médicis [Juan de Bolonia]

Rosario Coppel Aréizaga


1560-1561, relieve en alabastro, 31 x 45,8 x 5 cm [E296].
Francisco de Médicis (1541-1587) era hijo de Cosme I y de Eleonora de Toledo, hija del virrey de Nápoles Pedro de Toledo. Junto con el mecenas Bernardo Vecchietti, fue el responsable de la permanencia de Juan de Bolonia en Florencia. Según se cree, el escultor pudo realizar esta obra como muestra de agradecimiento por la decisiva intervención del príncipe en su nombramiento como escultor de corte. Es una incógnita cómo llegó este pequeño relieve, con toda seguridad muy valorado por los Médicis, a la colección de la esposa de Felipe V, Isabel de Farnesio. En 1628, Margarita, la hija de Cosme II, sobrino y sucesor de Francisco después de su hermano Fernando, contrajo matrimonio con Odoardo Farnesio, duque de Parma, convirtiéndose por tanto en duquesa de Parma y Piacenza y, con el tiempo, en abuela de Isabel de Farnesio. Quizá, el relieve de Juan de Bolonia formó parte de los obsequios aportados en las negociaciones llevadas a cabo para el enlace entre Odoardo y Margarita, ya que se trató de un matrimonio político, cuyo objetivo era terminar con las constantes luchas por el poder entre Florencia y Parma. Una vez en la colección Farnesio, pudo heredarlo Isabel, coleccionista y gran amante de las artes, y trasladarlo a España como hizo con otros objetos procedentes de Parma. La escena, representada junto a un edificio renacentista con un fondo de paisaje, está dividida en dos grupos de personajes. En primer término aparece el joven Francisco, vestido de militar romano, preparado para la guerra, llevado de la mano por Mercurio, el mensajero de los dioses, hacia una figura femenina que, con un cesto de frutas y flores, representa la Esperanza y la ciudad de Florencia. Encima de ellos está Cupido preparado para disparar sus flechas. En segundo plano están colocados el resto de personajes que componen la escena, todos figuras mitológicas o alegóricas alusivas al paso del tiempo. El tema se había interpretado como la primavera o como símbolo de un enlace nupcial; sin embargo, según las últimas investigaciones y una vez identificado el protagonista a partir de una medalla, debe de tratarse de la anticipación del prometedor futuro que esperaba al príncipe como gran duque, gracias a su amor por la ciudad de Florencia. Se trata de uno de los primeros trabajos de Juan de Bolonia que, realizado en un material tan delicado como el alabastro, permitió sin duda dar a conocer sus grandes dotes artísticas. Las figuras, dentro de la corriente del manierismo florentino, anticipan algunos de sus modelos exentos más apreciados. Existen algunas otras versiones realizadas a partir de este relieve. Dos en bronce, una en Viena, en el Kunst­historisches Museum, procedente de la colección de Rodolfo II, y la otra en Florencia, en el Museo Nazionale del Bargello, y una, posterior, en plata, que se conserva también en el Museo de Viena.

Bibliografía

  • Coppel Aréizaga, Rosario, Catálogo de la escultura de época moderna. Museo del Prado. Siglos XVI-XVIII, Madrid, Museo del Prado, y Santander, Fundación Marcelino Botín, 1998, pp. 50-53 y 488.
  • El Real Sitio de La Granja de San Ildefonso. Retrato y escena del rey, cat. exp., Madrid, Patrimonio Nacional, 2000.
  • Firenze e la Toscana dei Medici nell'Europa del cinquecento. Il potere e lo spacio, cat. exp., Florencia-Milán, Electa, 1980.
  • Giambologna, 1529-1608, Sculptor to the Medici, cat. exp., Londres, The Council, 1978.
  • Leithe-Jasper, Manfred, Renaissance Master Bronzes from the Collection of the Kunst­historisches Museum, Viena-Washington, Scala Books, 1986.
Ver ficha de obra de la colección
Arriba