El recorrido <em>TITULORECORRIDO</em> se ha creado correctamente. Añade obras desde la página de Colección
Añadido <em>TITULOOBRA</em> en el recorrido <em>TITULORECORRIDO</em>

Colección <Atrás
Cincinato abandona el arado para dictar leyes a Roma
Ribera y Fernández, Juan Antonio
Cerrar Continuar a ficha de la obra

Ribera y Fernández, Juan Antonio

1779 - Madrid, 1860

Juan Antonio Ribera y Fernández de Velasco, (Madrid, 1779-1860). Pintor español. Director del Museo del Prado de 1857 a 1860. Inició sus estudios artísticos como alumno de José Piquer y luego de Francisco Bayeu. En el concurso de la Academia de Bellas Artes de San Fernando de Madrid de 1802 obtuvo u ...

Ver ficha de autor

Cincinato abandona el arado para dictar leyes a Roma

Hacia 1806. Óleo sobre lienzo, 160 x 215 cm.

Ribera pintó este lienzo entre 1804 y 1807 durante su estancia parisina, como prueba de su aprovechamiento de la pensión real y asimilación de la esencia más genuina del lenguaje neoclásico. Su argumento se inspira en un pasaje heroico de la historia antigua de Roma narrado por Tito Livio. El cuadro representa el momento trascendental en que varios senadores, en representación del pueblo romano, acuden en busca de Lucius Quinctius Cincinnatus, héroe dedicado a la labranza, para nombrarle dictador de Roma y pedirle que haga frente a los pueblos que amenazaban la ciudad. Cincinato había sido nombrado cónsul el 460 a.C. y después sería designado dictador de Roma en dos ocasiones, en 458 a.C. y 439 a.C., regresando a sus labores en su hacienda junto al río Tíber tras restablecer la paz. Este argumento de la Antigüedad clásica fue evocado con cierta frecuencia por el arte europeo desde el Barroco como ejemplo de honradez y ética política, exaltación de la falta de ambición y apego al poder del buen gobernante y justificación teórica de los regímenes absolutos y las dictaduras temporales para reinstaurar el orden de las naciones en tiempos de caos.

El presente lienzo, que llegó a estar colgado en el Palacio Real de Madrid, puede considerarse como la obra maestra de la pintura neoclásica española, aunque no sea la más conocida. Efectivamente, la corrección del modelado de las figuras, de diseño elegante y limpio, dispuestas a modo de friso en actitudes solemnes que subrayan lo trascendente del argumento, superan con mucho la tónica general de los pintores neoclásicos españoles, todos ellos de dotes más bien discretas, que tan sólo lograron asimilar muy tímidamente los logros estéticos de la escuela francesa, limitados a los recursos más superficiales de su lenguaje formal.

En su planteamiento escénico, situados los personajes en una disposición serena y armónica, de una cadencia casi musical, destacan entre todas las figuras el protagonista y el senador del primer término, que vuelve la espalda al espectador, marcando así los distintos planos de la composición. Su toga blanca, esculpida con un refinado dominio de la luz y el dibujo, es sin duda lo mejor del cuadro, de un colorido por lo demás bastante sobrio y entonado para lo que suele ser habitual en la pintura neoclásica. Por otra parte, las actitudes trascendentes de las figuras, contenidas las expresiones de sus afectos en su apariencia escultórica, están revestidas sin embargo de una dignidad noble de acuerdo a la altura moral de sus protagonistas y a la significación histórica de la situación emocional de la escena.

Según recoge Ossorio, cuando Ribera presentó el cuadro a su maestro David, éste le abrazó delante del resto de sus discípulos, significando con este gesto un especial reconocimiento a su trabajo. Luego, cuando el lienzo fue enviado por el pintor desde París a la Corte de Madrid, el rey Carlos IV le aumentó hasta 12.000 reales la pensión que disfrutaba desde 1802. Ya durante el reinado de Fernando VII, el cuadro fue colocado en el salón principal del Casino de la Reina, edificio que el Ayuntamiento de Madrid había regalado en 1817 a la segunda esposa de este monarca, María Isabel de Braganza, con ocasión de su embarazo. Con este motivo, Ribera ejecutó para el rey otro lienzo de semejante formato, ya con un tema extraído de la historia de España, representando en esta ocasión al rey visigodo Wamba renunciando a la corona (P6519), a fin de formar pareja con éste, tanto en su formato como en su argumento, al significar igualmente el desprecio por el poder político en favor de la paz de espíritu y el sacrificio del deber patriótico, con la aceptación final del gobierno. Con la posterior ruina del Casino -hoy totalmente reconstruido-, todas las pinturas que contenía el edificio, incluidas las murales en lienzo de sus techos, fueron trasladadas en 1863 al Museo del Prado por decisión de su entonces director, Federico de Madrazo (Texto extractado de Díez, J. L.: El Siglo XIX en el Prado, Museo Nacional del Prado, 2007, pp. 111-113).

Ficha técnica

Obras relacionadas

Wamba renunciando a la corona
Óleo sobre lienzo, Hacia 1819
Número de catálogo
P05784
Autor
Ribera y Fernández, Juan Antonio
Título
Cincinato abandona el arado para dictar leyes a Roma
Fecha
Hacia 1806
Técnica
Óleo
Soporte
Lienzo
Dimensión
Alto: 160 cm.; Ancho: 215 cm.
Procedencia
Colección Real (¿Palacio Real, Madrid, piezas de entresuelo encima del callejón de tribunas, 1814-1818, s.n.?; Real Casino, Madrid, 1863); Museo de Arte Moderno.

Bibliografía +

Ossorio y Bernard, Manuel, Galería biográfica de artistas españoles del Siglo XIX, [s.n.], Madrid, 1884, pp. 574.

Ars hispaniae: historia universal del arte hispánico, Plus Ultra, Madrid, 1966, pp. 127.

Miguel Egea, Pilar de, Juan Antonio de Ribera. Pintor neoclásico, ACADEMIA: BOLETIN DE LA REAL ACADEMIA DE BELLAS ARTES DE SAN FERNANDO, 1983, pp. 187-212.

Luna, Juan J., Spanish Painting of 18th and 19th Century. Goya and His Time, The Seibu Museum of Art, Tokio, 1987.

Augé, Jean-Louis, Les élèves espagnols de David, Acl-Crocus, París, 1989, pp. 117, nº 87.

Díez, José Luis, Da Goya a Picasso. La Pittura Spagnola Dell'Ottocento, Mazzotta, Milán, 1991, pp. 143.

La pintura de historia del siglo XIX en España, Consorcio Madrid 92Museo del Prado, Madrid, 1992, pp. 120-123.

Museo Nacional del Prado, Pintura española del siglo XIX: del neoclasicismo al modernismo, Ministerio de Cultura, Dirección General de Cooper, Madrid, 1992, pp. 78.

Museo Nacional del Prado, Museo del Prado: inventario general de pinturas, Museo del Prado, Espasa Calpe, Madrid, 1996.

Sancho Gaspar, José Luis, Francisco de Goya y Fréderic Quilliet en el Palacio Real de Madrid, 1808, Boletín del Museo del Prado, XIX, 2001, pp. 115-142.

El siglo XIX en el Prado, Museo Nacional del Prado, Madrid, 2007, pp. 111/ lám.4.

Augé, Jean-Louis, Les élèves espagnols de David. Mythe et réalité et état présent des oeuvres dans les collections françaises., Boletín del Museo del Prado, XXV, 2007, pp. 8-17.

Otros inventarios +

Inv. Fernando VII, Palacio Nuevo, 1814-1818. Núm. ¿s. n.?.
Pinturas que existen en las piezas de entresuelo encima del callejon / de Tribunas [...] {21988} igual [3 varas largo dos y quarta alto] el Senado romano obliga a que tome la purpura un labrador por sus heroicas virtudes - David

Inv. Real Museo, Adiciones, 1857-1868. Núm. 3036.
3036. Cincinato. De D. Juan Antonio de Ribera. / Procedente del Casino.

Catálogo Museo de Arte Moderno, 1899. Núm. 344.
SECCIÓN DE PINTURA EN SUS DIVERSAS CLASES, DIBUJOS Y GRABADOS EN LAMINAS. / RIBERA FERNÁNDEZ (D. Juan) [...] 344.- Cincinato. / Alto 1'60 metros. Ancho 2'13 metros.

Catálogo Museo de Arte Moderno, 1900. Núm. 546.
SECCIÓN DE PINTURA EN SUS DIVERSAS CLASES, DIBUJOS Y GRABADOS EN LÁMINAS. / Ribera Fernández (D. Juan) [...] 546.- Cincinato. / Alto 1'60 metros. Ancho 2'15 metros.

Registros-Inventarios MAM (Museo Nacional de Arte Moderno), 1900-1936. Núm. 15-R.

Registros-Inventarios MAM (Museo Nacional de Arte Moderno), 1900-1936. Núm. 24-R.

Exposiciones +

El Siglo XIX en el Prado
31.10.2007 - 20.04.2008

La pintura de historia del Siglo XIX en España
Madrid
01.10.1992 - 01.12.1992

Pintura española del siglo XIX. Del neoclasicismo al modernismo
Bilbao
03.04.1992 - 17.05.1992

Pintura española del Siglo XIX: de Goya a Picasso
Milán
18.10.1991 - 08.01.1992

Los discípulos españoles de David
Castres
24.06.1989 - 31.08.1989

Goya y su tiempo: Pintura Española de los siglos XVIII y XIX
Tokio
29.04.1987 - 06.09.1987

Ubicación +

Sala 075 (Expuesto)

Expuesto
Fecha de actualización: 17-11-2016 | Registro creado el 28-04-2015

Más obras de Ribera y Fernández, Juan Antonio

Impresión a la carta

Imprime en alta calidad cualquier obra disponible en nuestro catálogo en el tamaño y acabado que prefieras.

Banco de imágenes

Solicita cualquier obra disponible en nuestro catálogo en formato digital.

Arriba