El recorrido <em>TITULORECORRIDO</em> se ha creado correctamente. Añade obras desde la página de Colección
Añadido <em>TITULOOBRA</em> en el recorrido <em>TITULORECORRIDO</em>

Colección <Atrás

Hamen y León, Juan van der

Madrid, 1596 - Madrid, 1631

A pesar de la brevedad de su vida, son muchas las noticias documentales que de él han llegado hasta hoy. Se sabe que era hijo de flamencos y que al igual que su padre pertenecía a la Guardia de Arqueros, institución constituida por gentes procedentes de los Países Bajos que tenían como misión proteger al rey de España. A partir de 1615, año de su boda con Eugenia Herrera, perteneciente a una familia de escultores y pintores, ya trabajaba con un cierto éxito que da lugar a que cuatro años después, en 1619, comience a recibir encargos procedentes de la Corte. Con posterioridad, en 1627, a la muerte de Bartolomé González, solicita, junto con otros doce artistas, la plaza de pintor del rey que había quedado vacante, sin conseguirla.
Fue un autor considerado y reconocido en los círculos cortesanos y entre los nobles; formó parte de la vida cultural madrileña del momento, llegando incluso a escribir versos sobre la relación entre pintura y poesía. Escritores consagrados entre los que se encuentran Lope de Vega, Góngora y Juan Pérez de Montalbán se refieren a él, alabando sus cualidades y habilidades como excelente recreador de la realidad.
Realizó pintura religiosa, prácticamente desconocida hoy, y también ejerció de retratista como demuestra el Retrato de enano (P7065). No obstante, su fama de se debió a sus naturalezas muertas, tanto bodegones como floreros, cuya fuerte demanda le obligó a tener un taller en la calle de los Tintoreros. Quizás esto explique la desigual calidad de las obras conservadas, incluso aquellas que si bien llevan la firma del maestro, permiten intuir la intervención de discípulos y ayudantes. Aunque se ha desestimado el origen flamenco de su educación artística, en sus primeros bodegones están presentes configuraciones del mismo género procedentes de los Países Bajos en lo que se refiere a la presentación; varían sin embargo en la precisión de la técnica, en la diafanidad de la composición y en la utilización de la luz. El pintor español hace modelos más rotundos, se preocupa por la estructura interna de las cosas mostradas y por la consecución de las calidades táctiles de la materia. Dispone los objetos según las leyes de la simetría y utiliza una luz dirigida que origina unos fuertes contrastes lumínicos potenciadores de zonas de fuertes sombras. Todo ello otorga al conjunto un cierto dramatismo que le aleja de la precisión luminosa de los flamencos.
En su estilo más característico se aprecia su admiración por la obra de Sánchez Cotán (1560-1627). En lo que se refiere a los motivos que utiliza, con aquellos que requería una clientela acomodada, junto a jarrones y recipientes adornados con elementos de bronce, es frecuente la presencia de cerámicas y porcelanas, en ocasiones de importación. Es crucial la representación del cristal veneciano -tan estimado entre la sociedad madrileña del siglo- en donde demuestra su habilidad para la consecución de las calidades y los reflejos de la luz sobre las superficies. Es también frecuente la presencia de exquisitos dulces en los que se aprecia desde la superficie azucarada de pasteles y frutas confitadas hasta la fragilidad de los barquillos. Como pintor de flores en la década de los años veinte fue el mejor representante del género en Madrid. Demuestra su excelencia tanto en las pinturas de composición (Ofrenda a Flora, P) como en los habituales jarrones de flores que generalmente marcan el eje simétrico de sus bodegones. Realizó además guirnaldas formadas por flores atractivas y de vivos colores, muy dibujadas y elaboradas, en cuyo interior situó paisajes, género ya empleado por el pintor en el último término de algunos de sus cuadros de todo tipo (Luna, J. J.: El bodegón español en el Prado. De Van der Hamen a Goya, Museo Nacional del Prado, 2008, p. 166).

Obras (9)

Multimedia

Impresión a la carta

Imprime en alta calidad cualquier obra disponible en nuestro catálogo en el tamaño y acabado que prefieras.

Banco de imágenes

Solicita cualquier obra disponible en nuestro catálogo en formato digital.

Arriba