El recorrido <em>TITULORECORRIDO</em> se ha creado correctamente. Añade obras desde la página de Colección
Añadido <em>TITULOOBRA</em> en el recorrido <em>TITULORECORRIDO</em>

Colección <Atrás
Sabina Seupham Spalding
Madrazo y Kuntz, Federico de
Cerrar Continuar a ficha de la obra

Madrazo y Kuntz, Federico de

Roma, 1815 - Madrid, 1894

Miniatura autor

Hijo del influyente pintor neoclásico José de Madrazo, Federico de Madrazo y Kuntz nació en Roma, donde su padre servía al rey Carlos IV en el exilio. Fue bautizado en la basílica de San Pedro del Vaticano y apadrinado por el príncipe Federico de Sajonia. Se trasladó con su familia a Madrid cuando s ...

Ver ficha de autor

Sabina Seupham Spalding

1846. Óleo sobre lienzo, 203 x 133 cm.

Esta obra ocupa un lugar destacado en la producción de Madrazo, como lo demuestra el hecho de que entre los retratos femeninos realizados desde su vuelta a Madrid en 1842 hasta 1850, éste sea, con la excepción de los de la reina, el encargo de mayor precio, 12.000 reales. Así se desprende del inventario realizado por el propio artista, donde lo consigna como Retrato de cuerpo entero de Mme. O`Shea, vestida de terciopelo de color granate. Esta no es, como se ha supuesto en alguna ocasión, la segunda esposa de Henry O`Shea (1782-1860), Elizabeth Montgomery, sino la tercera, Sabina Seupham, que sobrevivió a su marido.

Sabina Julia Seupham Spalding era hija de Diego Seupham y de Isabela Spalding, naturales de Lincoln, en Inglaterra. Casó con O’Shea en Trinity Church, parroquia de Saint Mary-le-Bone, en el condado de Middlessex, el 15 de marzo de 1831. Tuvo con su marido dos hijos, Alejandro, que no debió sobrevivir a sus padres, pues no aparece citado en la documentación notarial subsiguiente a la muerte de su padre, y Enrique Jorge, investido caballero de Gracia de la Orden de San Juan en 1853. Sabina debió de tener aficiones literarias, como revelan los libros que aparecen en el retrato así como su estrecha amistad con el norteamericano Washington Irving, que la tenía en gran estima. Precisamente este escritor admiró su retrato en el estudio de Madrazo, según se desprende de una carta que envió desde Madrid a la dama, entonces en París, fechada el 28 de marzo de 1846, en la que le comentaba sus buenas impresiones ante su calidad y parecido, tras haberlo visto con detenimiento. Poco después la obra figuró, con otras siete del artista, en la Exposición del Liceo Artístico y Literario de Madrid de 1846, en la que recibió excelentes críticas, en especial la ejecución del traje de terciopelo.

La dama, que debía entonces superar la treintena, conservaba la belleza de sus facciones y la gracia elegante de su actitud, realzada por su vestido de terciopelo con perlas en su cuerpo superior y por el manto de armiño con forro de seda blanca. En el velador descansan varios libros, uno de ellos en su estuche y un jarrón de porcelana, decorado con myosotis (nomeolvides), flor en boga durante el romanticismo, en cuyo interior pueden verse dalias, muy apreciadas desde la década de 1820, con una significación simbólica de amor permanente y constante. Una rama cortada de un tejo, árbol propio de la vegetación septentrional, muy longevo, que a veces tiene significación funeraria, aquí probablemente alude a la vida prolongada. Junto a ella, una caja de laca negra, de procedencia oriental, decorada con flores de jazmín, es muestra del refinamiento de su propietaria.

Se trata de uno de los mejores retratos femeninos de cuerpo entero del periodo más intensamente romántico de su autor, sólo equiparable al de Leocadia Zamora (colección particular), dos años posterior. La postura de la dama, sentada en una silla ante un mirador, con las manos juntas sobre el regazo y un pañuelo bajo una de ellas y con un pie apoyado en un cojín bordado, tiene un precedente en el retrato, diez años anterior, de María Manuela Kirkpatrick, condesa de Montijo (Fundación Casa de Alba, Palacio de las Dueñas, Sevilla). Con todo, en los diez años transcurridos el artista había progresado notoriamente en su pintura. Las calidades del vestido de terciopelo granate, de sus aguas y pliegues, que realzan la blanca nitidez del escote y de los brazos, la suavidad del modelado delicadamente torneado de estos, la elegancia de la disposición de las manos, la belleza de las transparencia de los encajes, realizados con una pincelada de certera grafía, lo mismo que la ejecución del brazalete y el aderezo de perlas y del broche con pinjante en el escote, revelan una interpretación sutilmente estilizada del retrato de Gran Estilo, apropiada para mostrar la condición del máximo relieve entre la burguesía adinerada de Madrid, de la retratada. Aún se ennoblece en mayor medida por el cortinaje y por la arquitectura del belvedere serliano que expresan la jerarquía y alta cultura de la dama, en tanto que el fondo del parque pintoresco con una laguna rodeada de árboles se relaciona con la naturalidad de su carácter. En esta interpretación, especialmente en el paisaje de atardecer, es notoria la sugestión británica, que atestigua el conocimiento por Federico de Madrazo de aquella escuela, así como su inteligencia para emplearlo en esta ocasión con toda propiedad, dada la proveniencia de la dama y de su marido (Texto extractado de Barón, J.: Memoria de Actividades 2014. Museo Nacional del Prado, 2015, pp. 50-53).

Multimedia

Ficha técnica

Número de catálogo
P08180
Autor
Madrazo y Kuntz, Federico de
Título
Sabina Seupham Spalding
Fecha
1846
Técnica
Óleo
Soporte
Lienzo
Dimensión
Alto: 203 cm.; Ancho: 133 cm.
Procedencia
Colección O'Shea Montgomery, 1846; Colección Roca de Togores; Adquisición, 2014

Bibliografía +

Ezquerra del Bayo, Joaquin, Retratos de mujeres españolas del siglo XIX, Junta de Iconografía Nacional, Madrid, 1924, pp. 165.

Penney, C.L., Washington Irving in Spain: unpublished letters chiefly to Mrs. Henry O'Shea, 1844-1854, Bulletin of The New York Public Library, LXII December-LXIII January, 1958-1959, pp. 14.

González López, Carlos, Federico de Madrazo y Kuntz, Subirana, Barcelona, 1981, pp. 157 nº178.

Díez, José Luis, Federico de Madrazo y Kuntz (1815-1894), Museo Nacional del Prado, Madrid, 1994, pp. 65; 440 nº27.

Pérez Sánchez, Aránzazu, El liceo artístico y literario de Madrid (1837-1851), Fundación Universitaria Española, 2005, pp. 436-437.

Alba, E., 'El arte y los Trenor' En: La exposición de una gran familia burguesa, Trenor. La exposición de una gran familia burguesa, Valencia, 2009, pp. 279-281.

Barón, Javier, 'Federico de Madrazo. Retrato de Sabina Seupham Spalding' en: Memoria de actividades 2014, Museo Nacional del Prado, Madrid, 2015, pp. 50-53.

Museo Nacional del Prado, Pintura del Siglo XIX en el Museo del Prado: catálogo general. Dirección científica, José Luis Díez; catálogo, Ana Gutiérrez Márquez; coordinación, Pedro J. Martínez Plaza, Museo Nacional del Prado, Madrid, 2015, pp. 363.

Otros inventarios +

Inv. Nuevas Adquisiciones (iniciado en 1856). Núm. 2893.

La obra no tiene exposiciones relacionadas

Ubicación +

Sala 062B (Expuesto)

Expuesto

Objetos presentados +

Joyas: Perlas

Libro

Jarrón

Fecha de actualización: 03-12-2016 | Registro creado el 01-09-2015

Más obras de Madrazo y Kuntz, Federico de

Impresión a la carta

Imprime en alta calidad cualquier obra disponible en nuestro catálogo en el tamaño y acabado que prefieras.

Banco de imágenes

Solicita cualquier obra disponible en nuestro catálogo en formato digital.

Arriba